Equipo Zococity - Noviembre 2021

Tipos de auriculares: diferencias y uso

Tipos de auriculares: diferencias y uso

Hoy vamos a hacer una sinopsis sobre los diferentes tipos de auriculares que nos podemos encontrar, sus diferencias, el uso para el que resulta más adecuado cada uno, y en definitiva, qué es qué en el mundillo "auricularil".

Si tenéis dudas sobre qué son unos auriculares abiertos, cerrados o semiabiertos, cuál es la diferencia entre un supraaural y un circumaural, qué significa que un auricular es portátil o qué ventajas tiene utilizar un tipo frente al otro en diferentes escenarios, ¡entonces adelante!¡Adentraos en este viaje por el mar de los diferentes tipos de auriculares!

¿Qué tenemos que tener en cuenta a la hora de escoger?

Antes de empezar a desgranar cómo se clasifican los auriculares según su estructura y tamaño, vamos a concretar los aspectos a tener en cuenta a la hora de escoger la opción que mejor se adapta a nosotros y nuestras necesidades para disfrutar de la música.

1. Probar, probar y probar: parece una nimiedad, pero, tener la opción de probar auriculares es vital para escoger y decantarnos por un modelo u otro. No hay nada mejor que ponernos en situación para experimentar si estamos ante la mejor elección. Así que siempre que puedas, aprovecha la oportunidad y prueba esos auriculares por los que pierdes tu cabeza audiófila. Recuerda que nuestro especialista en audio portátil Alex, está aquí para ayudarte en lo que necesites. ¡Contáctanos! 

2. Fuente sonora: el consumo de música evoluciona rápido y cada vez son más los dispositivos que integran chips dedicados para que la experiencia de escucha sea placentera y de calidad. Aún así y como expertos en sonido, siempre recomendamos evitar, en la medida de lo posible, el smartphone y adquirir un reproductor Hi-Res. Lo interesante del reproductor Hi-Res es la integración de un DAC (conversor Digital-Analógico) dedicado y destinado a obtener esa extra en calidad para que acompañado de una etapa de amplificación sólida, alcancemos el sonido que nuestros auriculares se merecen.

3. Presupuesto: cómo destinar el presupuesto es la gran pregunta de todos aquellos que se animan a formar su equipo de audio portátil desde cero o mejorar alguno de sus componentes. En contra de lo que pueda parecer y aunque todo es importante, la fuente sonora pasa a un segundo plano y el auricular adquiere casi todo el protagonismo, ya que, es el que marca el perfil de sonido, la comodidad y en definitiva, la forma de aprovechar nuestro equipo.  

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Tipos de auriculares: estructura y tamaño

Circumaurales

Conocidos de forma popular como "Over-ear" o Auriculares Hifi, los auriculares circumaurales son dentro de los tipos de auriculares, los de mayor tamaño, cubren completamente la oreja y se apoyan tanto en ésta como en la cabeza con su diadema, repartiendo su peso por toda la cabeza.

Son, en principio, los que mayor calidad de sonido pueden ofrecer en rangos generales, debido a que el tamaño de sus drivers (los "altavoces" propiamente dichos, por explicarlo de algún modo sencillo) es mayor y ocupan todo el pabellón auditivo, creando un sonido más rico en detalles y matices. Esto es bastante relativo, ya que existen tipos de auriculares distintos con mayor calidad sonora que los que se encuentran en esta categoría, y viceversa, pero es una regla que se puede tomar como bastante general.

Estos tipos de auriculares suelen ser también los más cómodos, debido a que reparten su peso equitativamente entre orejas y cabeza, y el tamaño de sus copas permite que las orejas suelan quedar dentro de las mismas de forma cómoda y espaciada, aunque también son los más aparatosos al tener un tamaño muy grande, lo que para algunos casos puede ser un gran inconveniente.

Aún así, la comodidad es algo muy personal, y por otro lado existen también modelos que pueden llegar a pesar mucho, como es el caso de los Audeze LCD-2, lo cual evita que puedan ser considerados como unos auriculares líderes en confort. Su ventaja principal por lo tanto reside en su capacidad para conseguir un sonido de la máxima calidad posible gracias al tamaño de sus drivers y la buena colocación de las orejas en las copas.

Sentarse en tu sofá o sillón favorito mientras llevas unos circumaurales cómodos y de gran calidad sonora y dejarte llevar por la música puede ser una de las mejores experiencias musicales que puedes tener el placer de disfrutar.

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Supraurales

Llamados comumente "on-ear" o en ocasiones "portátiles", los supraaurales son más pequeños que los circumaurales, tanto en tamaño de copa como en el driver en sí, y se apoyan sobre la oreja en vez de sobre toda la cabeza. Esto hace que suelan ser más incómodos que los circumaurales, al hacer algo de presión sobre el pabellón auditivo por dejar todo el peso de las copas sobre las orejas y al presionar para intentar obtener un mayor aislamiento.

Su calidad de sonido puede verse entre un poco y muy comprometida por ese tamaño de drivers, pero también son más portátiles debido a su reducido tamaño, lo que los hace ideales para ser utilizados en la calle y llevarlos contigo a cualquier lado, en vez de verse limitados al uso en casa o el estudio.

Los auriculares supraaurales son famosos precisamente por su capacidad como auriculares portátiles, ya que suelen ser plegables o, en su defecto, lo suficientemente pequeños como para caber sin problemas en una mochila o una bolsa cuando no se están utilizando, y aunque no es algo exclusivo, su diseño suele ser cerrado (ver siguiente apartado sobre tipos de auriculares de esta entrada), pero existen también muchos tipos de auriculares supraaurales que son abiertos y no hacen énfasis en el aislamiento, decantándose más por una combinación de comodidad y capacidad portátil.

En resumidas cuentas, los auriculares supraaurales suelen tener por lo general, una calidad de audio inferior a los circumaurales, aunque existen modelos con una capacidad sonora asombrosa, y su punto fuerte reside en su tamaño reducido, que los hace más portátiles y los convierte en compañeros ideales para ser utilizados en la calle o en el transporte público, etc.

Mini-supra

Se pueden encontrar tanto con estructura de diadema al igual que los tipos de auriculares supraaurales y circumaurales, o bien con un enganche para colocar tras la oreja (ver imagen), e incluso con formas para colocar tras el cuello.

Su sonido se ve comprometido por el tamaño de sus drivers de una forma bastante más destacada que en el caso de los supraaurales corrientes, proporcionando una calidad inferior al de los otros dos tipos que hemos visto, pero es su reducido tamaño el motivo por el que son muy utilizados para uso portátil e incluso para practicar deporte.

Precisamente ahí se encuentra su principal ventaja, el que a penas ocupan espacio y por lo tanto es fácil guardarlos en una pequeña bolsa o mochila, e incluso un bolsillo, lo que unido a su poco peso y a las unidades que incluyen enganches especiales, los hacen unos compañeros ideales para ser utilizados en movimiento o en momentos de actividad, como al salir a correr o mientras se practican actividades deportivas variadas.
 
No es que su sonido sea malo per se, de hecho el modelo que ejemplifica en la imagen esta categoría tiene una capacidad sónica que para muchos puede ser lo máximo que van a necesitar toda su vida, pero en comparación a los otros tipos de auriculares vistos, la desventaja en este aspecto es evidente. 

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Auriculares intra-aurales

También conocidos como IEM, del inglés "In-Ear Monitor", son un tipo de auriculares que se insertan en el canal auditivo directamente, y que gracias a esto y a su forma y componentes sellan muy bien, aislando del sonido externo, lo que los hace ideales para ser utilizados en entornos ruidosos, como en la calle, el transporte público o en viajes.

Su calidad de sonido ha mejorado mucho en los últimos años, llegando a obtener resultados de grandísimo nivel, aunque debido a estar insertados directamente en el oído la sensación de que la música llega directamente a la cabeza es evidente y esto evita que se pueda recrear la espacialidad o sensación de naturalidad de otros tipos de auriculares.

Para muchos, sin embargo, esto es agradable e incluso preferible. Mucha gente siente incomodidad con este tipo de auriculares debido a que les resulta molesto tener algo insertado en el canal auditivo, pero mucha otra gente también tiene el problema de que no sabe cómo insertar correctamente unos IEM o cómo elegir sus almohadillas.

Los IEM pueden conseguir una capacidad para el detalle y la separación instrumental muy amplias, y la tecnología de sus drivers está en constante evolución y experimentación, por lo que no es sorprendente que hoy en día se encuentren entre los tipos de auriculares que mejor calidad de sonido pueden ofrecer, sobre todo si queremos escuchar música en entornos ruidosos o fuera de casa.

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Auriculares de botón

Este tipo de auriculares son en parte parecidos a los intra-aurales, insertándose directamente en el oído, pero en este caso su inserción es superficial, no llegando a entrar en el canal auditivo.

Su calidad de sonido es sin lugar a dudas la menor de todos los tipos de auriculares que hemos visto, viéndose muy comprometida por su estructura, método de colocación y tamaño de los drivers.

Su capacidad de aislamiento es casi nula, y el sonido de este tipo de auriculares por lo general tiene una carencia en las frecuencias donde se encuentran grave y subgrave muy marcada, debido a su incapacidad para el sellado y a su construcción, que deja escapar gran parte del sonido y no puede recrear correctamente los extremos del espectro sonoro.

Son los tipos de auriculares que suelen venir incluidos en la mayoría de aparatos electrónicos portátiles como teléfonos móviles, y por ello son ampliamente utilizados, pero es conveniente invertir un poco y cambiar a cualquiera de los otros tipos de auriculares que hemos mencionado si se quiere disfrutar de una calidad sonora mínimamente decente.

Aún así, existen modelos con una mínima calidad sonora dentro de los auriculares de botón, como es el caso de los SoundMAGIC que ilustran el apartado o los Yuin PK2.

Sin embargo, si estás buscando imaginarte la gran parte de la música en vez de directamente escucharla, y compartir con la gente que tenga la fortuna de estar a tu lado, un maravilloso chirrido de ardilla sufriendo una embolia en un matadero de crías de tejón afónico, entonces no lo dudes más.

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Cerrados y abiertos

Cerrados

Los auriculares cerrados aíslan del sonido externo y al mismo tiempo evitan que el sonido salga al exterior, consiguiendo que no nos molesten y no ser molestados. Hay auriculares cerrados más efectivos que otros y viceversa, pero la regla general es que un auricular cerrado aísla.

Los auriculares cerrados tienden a tener un sonido más "embotellado" y con menos separación que los abiertos, además de un grave más potente y retumbón debido a que el sonido no "respira", pero también es cierto que existen gran cantidad de modelos que poseen un sonido muy natural a pesar de su naturaleza cerrada, que sea de este tipo no tiene por qué significar que el sonido sea congestionado.

De hecho, algunos de los mejores auriculares del mundo son auriculares cerrados. Los auriculares cerrados suelen contar con unos graves y subgraves más presentes y contundentes que unos abiertos, debido precisamente a su propia estructura, y esto puede ser ideal para escuchar música en entornos ruidosos o para la monitorización en directo.

Como comentábamos, no todos los auriculares cerrados van a aislar igual, y algunos modelos en concreto pueden aislar bastante poco, haciéndolos inadecuados para usos en los que justamente los cerrados destacan, pero son la excepción que confirma la regla.

Hablando en general, los auriculares cerrados son ideales para ser utilizados en la calle o en el transporte público, pero también en funciones DJ o de grabación y monitorización gracias a sus ventajas de aislamiento y potencia en graves.

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Abiertos

Los auriculares abiertos no aíslan en absoluto del sonido externo y dejan salir todo o gran parte del sonido que generan. Esto puede parecer una desventaja en un principio, debido a que nos molestarán los sonidos ambientales y a que podemos molestar a los que estén a nuestro alrededor, pero la ventaja de este tipo de auriculares es que el sonido obtenido de esta forma es generalmente más natural y fidedigno.

Los auriculares abiertos suelen contar con una gran espacialidad y sensación de "aire" gracias a su naturaleza, y los sonidos percibidos por regla general se sienten más acordes a la realidad, con un timbre sonoro más realista y una sensación sonora más parecida a una escucha directa, sin que se perciba tanto que el sonido proviene de dos transductores en tus orejas.

Al mismo tiempo, los auriculares abiertos se calientan menos, debido precisamente a que pasa aire entre la oreja y el otro extremo de la copa, por lo tanto resultan más cómodos en escuchas extensas o en entornos y momentos calurosos, como en pleno verano. No son adecuados para ser utilizados cuando se necesita algún tipo de aislamiento, pero su sonido espacial y su buen timbre los hacen comunmente adecuados para funciones de monitoreo o búsqueda de fallos en entornos tranquilos.

En definitiva, podríamos decir que entre los tipos de auriculares, los abiertos son los que pueden conseguir un sonido de mayor calidad, más fiel a la realidad, aunque como siempre estamos hablando a grandes rasgos y de forma general, ya que hay excepciones a la regla como en todos los casos.

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Semiabiertos

Los auriculares semiabiertos son un híbrido entre ambos tipos, y pueden ser más cercanos a unos o a otros. Por regla general, los semiabiertos cuentan con una estructura parecida a la de un auricular cerrado, pero al mismo tiempo poseen ranuras de mayor o menor tamaño por las que el auricular "respira", en ocasiones sólo para las frecuencias bajas.

Por un lado, aíslan mejor que los auriculares abiertos pero también peor que unos cerrados, evidentemente, y esto se traduce en que no podrán ser utilizados en entornos en los que se premia el silencio, como una biblioteca, pero sí en lugares no demasiado ruidosos debido a que no lo percibiremos tanto.

Por otro lado, el sonido en principio se acerca más al de unos abiertos, mientras que pueden mantener unos graves contundentes, más cercanos a los de unos cerrados convencionales. Como decíamos, normalmente los auriculares semiabiertos suelen aislar de forma decente (en mayor o menor medida) del ruido externo, permitiendo escuchas aunque haya algo de ruido, pero suelen dejar salir bastante sonido del auricular hacia fuera, por lo que resultan molestos para el resto.

Aún así, hay que tener en cuenta que se trata de un híbrido entre ambos, intentando coger lo mejor de dos mundos, pero que por esto mismo nunca va a conseguir llegar a obtener lo mismo que ambos en su máxima expresión. Su sonido se podría intentar describir en algunos casos como "unos auriculares abiertos con unos bajos similares al de unos cerrados", en otras como "unos cerrados con mayor espacialidad y "aire" entre instrumentos", pero aquí estamos rizando el rizo.

A fin de cuentas, el sonido de cada auricular es un mundo y depende de muchos más factores que el que se trate de uno de los tipos de auriculares que hay u otro, por lo que en vez de decantarnos por un auricular abierto o cerrado porque pensemos que el sonido va a ser así o asá, debemos elegir uno u otro dependiendo de nuestras necesidades. Eso, y por supuesto probar todo lo que podamos antes de comprar.

Tipos de auriculares: diferencias y uso

Otras cosas a tener en cuenta

Portátiles y plegables

Cuando hablamos de auriculares portátiles estamos hablando de su capacidad para ser llevados con nosotros a cualquier lado, poder usarlos por la calle o poder guardarlos en una bolsa o mochila sin problemas cuando no los estemos utilizando.

Normalmente estos auriculares serán plegables, cuando hablamos de supra-aurales, y por supuesto también nos encontramos con los IEM o auriculares de botón dentro de lo que podemos meter en el saco de "auriculares portátiles".

Existen sin embargo auriculares portátiles, por su tamaño y peso, pero que no son plegables, motivo por el cual he hecho hincapié en distinguir ambos apartados. Lo ideal es que busquemos un auricular que combine todo lo que buscamos (tamaño, peso, capacidad para plegarse/funda de transporte adecuada, y por supuesto calidad de sonido), pero si cumple todos los requisitos y excepto la posibilidad de ser plegado para ahorrar espacio, siempre podemos recurrir a una bolsa, mochila o similar.

Por otro lado, a pesar de que la mayoría de portátiles que no sean IEM o de botón serán auriculares supraaurales, existen circumaurales portátiles como los Bowers & Wilkins PX7 o los Dali IO-6, con muy buenos resultados tanto en sus funciones como auriculares para llevar contigo fuera de casa como por su excelentísimo sonido.

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Cancelación de ruido

Los auriculares con cancelación de ruido activa poseen una capacidad para anular el ruido externo mediante una tecnología incluida en ellos.

Por regla general, estos serán los auriculares que más aíslen de todos, debido a que anulan completa o parcialmente el sonido ambiente, creando una especie de vacío entre tú y el resto del mundo. Hay que tener en cuenta que algunas personas informan de que esta tecnología les produce mareos o náuseas.

Esta capacidad para filtrar el ruido los convierte en auriculares ideales para ser utilizados en ambientes muy ruidosos, como los viajes en avión o en tren, lugares con mucho tráfico y similares. Sin embargo, también es cierto que este tipo de tecnología afecta negativamente a la calidad sonora de los auriculares, por lo que si se busca un sonido fidedigno y de buen nivel no nos encontramos frente a uno de los tipos de auriculares que deberíamos de elegir de forma preferente.

Tipos de auriculares: diferencias y uso


Inalámbricos

Los auriculares inalámbricos han ganado mucha popularidad últimamente gracias a la libertad que ofrece el poder estar escuchando música sin cables.

Los auriculares inalámbricos pueden contar con diferentes tecnologías para conectarse al dispositivo desde el cual se reproduce la música, como puede ser a través de radiofrecuencia, infrarrojos o más recientemente bluetooth, lo cual permite sincronizarse directamente con dispositivos que ya incluyan esta tecnología en su propia estructura.

Por desgracia, al igual que sucede con los auriculares con tecnología de cancelación de ruido activa, este tipo de tecnología supone una merma en la calidad de sonido, incluso mayor que en el anterior caso, siendo ambos tipos de auriculares algo más pensado para conveniencia o para quienes no les importa sacrificar calidad de audio frente a algunas comodidades.

Tipos de auriculares: diferencias y uso

Más escuela Zococity.es